MENU

¿Hillary será buena para Israel?

Si finalmente se lanza a la carrera, existe una posibilidad razonable de que Hillary Clinton pueda alzarse con la presidencia de Estados Unidos en 2016. Y esto quizás sea bueno para algo clave y particular: las relaciones con Israel, en este momento afectadas por variadas circunstancias. No solo ya conoce cómo se negocian las cosas con Benjamin Netanyahu, sino que además tiene las habilidades naturales como para conducir la relación a un mejor estadio. Un análisis en Foreign Policy