MENU

El presidente sorpresa

“Tengo un carro, un reloj, cuatro trajes que me quedan y no necesito más”, así arrancó su campaña electoral Luis Guillermo Solís. El recién electo presidente de Costa Rica apostó a su falta de pedigrí político y sorprendió a todos con su triunfo. Ahora le tocará demostrar que, además de limpiar él mismo sus zapatos, también sabrá gobernar a su país. ¿Un nuevo Mujica a la vista? Aquí un buen perfil publicado en El País

Lectura sugerida:

Tres mujeres se disputan el liderazgo de América Latina