MENU

Una nueva forma de gobernar: premiar en vez de castigar

Muchos de nosotros hemos tenido que pagar alguna multa. Por estacionar indebidamente. O por sobrepasar el límite de velocidad. O por retrasar algún trámite administrativo.

Los estados, como los padres, recurren al castigo para hacer cumplir la ley. Pero algunos científicos sociales están cuestionando esta manera de pensar. Creen que los gobiernos obtendrían mejores resultados si, además de sancionar, multar o encarcelar, buscan otras soluciones más imaginativas.

Unos curiosos experimentos han revelado que la diversión puede ser la manera más efectiva de cambiar la conducta ciudadana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Verificación de usuario * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.